Los trabajadores de Canal 9 se ven obligados a rendirse

“La situación de anoche ha sido muy confusa para todos. Algunos trabajadores no pudieron entrar en la sede. Los demás continuaron la emisión a pesar de que materialmente no había señal”, comentó Marcos Hermida Revilla, abogado y miembro de la asesoría jurídica de Unión Sindical Obrera de la Comunidad Valenciana (USO-CV). Decenas de trabajadores se negaron a asumir el fin definitivo de Canal 9 y consiguieron frenar dos intentos de cierre a lo largo de la noche de ayer. Las emisiones en la web se cortaron a las 10.45 de hoy y algunos periodistas de la cadena mantuvieron la radio abierta gracias a Internet.

La tensión entre periodistas y el comité de empresa ha llevado a los liquidadores a recurrir a las fuerzas policiales para hacer inminente el desalojo. USO-CV está esperando a que los despidos se hagan efectivos. “Debemos tener en cuenta la situación individual de cada uno, pero cabría la posibilidad de llevar a cabo una demanda como despido tácito. Aunque es una decisión que aún está por tomar”, explicó Hermida.

A las 12.15 horas de hoy, la Policía entró en la sede de Canal 9, en Burjassot, para hacer efectivo el desalojo e impedir que los trabajadores sigan emitiendo. Marta Hortelano, periodista del diario valenciano Las Provincias, retransmitió desde el interior del edificio lo que sucedía a través de su cuenta de Twitter. “Cortan la señal de RTVV. Canal 9 a negro”, publicó Hortelano a las 12.20 horas de hoy.

Últimas imágenes del estudio 3 de RTVV. Marta Hortelano.

Últimas imágenes del estudio 3 de RTVV. Marta Hortelano.

Más de 20 trabajadores han acudido a Ibi donde se celebraba un almuerzo entre Fabra y los militantes para exigirle al presidente valenciano que dimita y que “dé la cara”. Ante esta situación, la Generalitat advirtió a los trabajadores de que con su actitud, podían incurrir en la comisión de un delito tipificado en el Código Penal. A las 12.30 horas, los periodistas de Canal 9 desalojaron voluntariamente el estudio 3 de RTVV donde llevaban encerrados cerca de 12 horas.

Finalmente, la lucha por salvar la cadena valenciana llegó a su fin. Sentados, emocionados y aplaudiendo. Así se despidieron de su puesto de trabajo, decenas de profesionales que se ven obligados a rendirse ante la mala gestión de la cadena pública por parte del gobierno valenciano.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s